Una infraestructura aragonesa se aleja el próximo martes del siglo XIX

Llevar la línea Zaragoza-Teruel al siglo XXI es una quimera por ahora, pero al menos se van dando pasos en su modernización.

Infraestructura de Adif en ancho ibérico. Línea de vía única y sin catenaria.

Foto: JCC

El próximo martes, día 4 de julio, Adif pondrá en servicio el sistema de comunicación tren-tierra entre Teruel y Caminreal, tramo de la línea que une Teruel con Zaragoza. La implantación de este sistema en esos casi 64 kilómetros reportará importantes mejoras en las condiciones de explotación, ya que con el tren-tierra aumentará la disponibilidad de la infraestructura, se incrementará la seguridad, y, en definitiva, permitirá potenciar los tráficos de mercancías en la línea Zaragoza-Teruel-Sagunto-Valencia. El sistema tren-tierra permite la comunicación vía radio entre una mesa de Control de Tráfico Centralizado (CTC) y los maquinistas de los trenes. El CTC está instalado en un Puesto de Mando, o en un Centro de Regulación, y el tren-tierra necesita de unos puestos fijos situados a lo largo de la línea y de unos equipos móviles en los trenes. Este sistema hace posible el establecimiento de una comunicación instantánea entre los trenes y los reguladores, lo que mejora el control de las circulaciones e incrementa en la infraestructura su capacidad, su operatividad, sus prestaciones y su fiabilidad.

La puesta en servicio de este sistema entre Teruel y Caminreal significa la consecución de la primera fase de un proyecto que cuenta con un presupuesto superior a los 4,4 millones de euros, y que también incluye su implantación en el tramo Caminreal-Bifurcación Teruel (Zaragoza). De este modo, se completaría la implantación del tren-tierra en toda la línea Zaragoza-Teruel-Sagunto. La instalación del sistema tren-tierra entre Teruel y Zaragoza se debe a un convenio de colaboración firmado en junio de 2015 entre el Ministerio de Fomento, el Gobierno de Aragón y Adif, para el desarrollo de actuaciones de mejora en la gestión y en las instalaciones entre Sagunto y Zaragoza. Por ello se están ejecutando las actuaciones pertinentes en el citado tramo Caminreal-Bifurcación Teruel (Zaragoza), con la previsión de finalizar las obras del tren-tierra en ese trayecto a finales de este año 2017. En total, el sistema quedará instalado en unos 180 kilómetros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *