“En contra de lo que muchos dicen, el AVE es un lastre para nuestro desarrollo”

Equo, el partido ecologista, continúa alzando su voz contra las inversiones que el Estado destina a las LAV.

Alineación en paralelo de trenes de Alta Velocidad de la serie 112.

Foto: JCC

Juantxo López de Uralde, el coportavoz de Equo, no tiene dudas sobre qué modelo de servicios ferroviarios debería potenciar el Estado, los que se engloban en el termino ‘tren convencional’ en confrontación con los servicios AVE sobre las Líneas de Alta Velocidad (LAV). “Hay que abordar todas las obras necesarias para conformar una red ferroviaria que permita vertebrar el territorio, y satisfaga las necesidades de las personas respecto a movilidad, especialmente en aquellas zonas más aisladas”, señalan desde el grupo verde, haciendo además hincapié López de Uralde en que “los datos cada vez son más claros: el AVE es insostenible económicamente porque es una infraestructura de alto coste cuyos ingresos no llegan ni para a amortizar las grandes inversiones que requiere”.

“En contra de lo que muchos dicen, el AVE es un lastre para nuestro desarrollo, y no un impulso. Por ello creemos que debe reconsiderarse la apuesta por el AVE, y recuperar el impulso al ferrocarril convencional, comenzando por las cercanías y la media distancia”, continúa López de Uralde, reforzada su tesis por el informe del Tribunal de Cuentas Europeo sobre la inversión española en LAV, el cual lleva a Equo a solicitar al Gobierno una moratoria en sus obras para “que permita replantearse la política ferroviaria llevada a cabo en los últimos años”. Por su parte, Marta Santos, también coportavoz federal del partido ecologista, ha comentado que “el AVE está pensado para conectar las grandes ciudades con Madrid, mientras que por el contrario el tren convencional conectaría ciudades grandes y pequeñas con el mundo rural. No podemos hablar de lucha contra la despoblación rural si seguimos aislándola cada vez más, y abandonando la comunicación por tren. El Gobierno del PSOE tiene una oportunidad clara para demostrar por qué tipo de transporte apuesta, y si quiere defender o no el mundo rural”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *