Aumenta el disgusto con las Cercanías madrileñas

Los cargos políticos del sur de la Comunidad (Aranjuez, Getafe, Pinto…) ya no están solos en sus críticas a Renfe y Adif.

Unidades s/446 estacionadas en Alcalá de Henares.

Foto: JCC

Las promesas en infraestructuras de Alta Velocidad (Almería, Granada, Murcia y, sobre todo, Galicia) son las que en materia ferroviaria realmente ocupan y preocupan en el Ministerio de Fomento. Sin embargo, las críticas y los reproches a Íñigo de la Serna no sólo le llegan por esos trazados pendientes de finalización, sino que últimamente sus asesores están desbordados recibiendo las demandas de distintos alcaldes de la Comunidad de Madrid y de Castilla-La Mancha, donde el servicio de Renfe Cercanías focaliza un número creciente de quejas. Primero le hicieron llegar al ministro una solicitud de entrevista algunos alcaldes por donde discurre la línea C-3 (Aranjuez-El Esocrial), ya que le quieren solicitar medidas concretas para frenar el deterioro del servicio de Renfe Cercanías y de varias de las estaciones de Adif. Con la alcaldesa de Getafe, Sara Hernández (PSOE), al frente de esta reclamación, a ella se unieron los municipios de Aranjuez, Ciempozuelos, Pinto y Valdemoro, que decidieron canalizar las quejas, protestas y reivindicaciones a través de una aplicación web que se presentará próximamente tras desarrollarla el equipo de la Red de Transportes de Aranjuez.

Y a estas demandas desde la C-3, De la Serna suma ahora las procedentes de otros municipios de otra de las líneas de Cercanías madrileñas, la C-2 (Madrid Chamartín-Guadalajara). En este caso, varios alcaldes del denominado Corredor del Henares, liderados por el regidor de Azuqueca de Henares, José Luis Blanco (PSOE), han decidido crear la plataforma ‘Recuperar Cercanías C2’, para así tratar la evidente descomposición que está experimentado el servicio. Esta unión de municipios castellano-manchegos pretende presionar al Ministerio de Fomento para que  obligue tanto a Renfe Cercanías como a Adif a mejorar el servicio en cuanto a puntualidad, frecuencia de los trenes y dotación de las estaciones, algunas de ellas deficientes en cuanto a accesibilidad, seguridad, iluminación y aparcamientos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *